‘Bull’, cuando la fórmula funciona

¡Feliz lunes a todos! Empezamos la última semana de Enero del 2017. La verdad es que a nosotros se nos ha pasado el mes volando. A gran velocidad. Y además entre los premios, candidaturas y los estrenos de este nuevo año se nos está haciendo muy ameno la verdad.

Pero, vamos con la crítica del día de hoy. Este lunes nos vamos a centrar en una serie que se estrenó el pasado Otoño en la cadena CBS de Estados Unidos. ‘Bull’ se estrenó el 20 de Septiembre de 2016 y la verdad es que la crítica juzgó al piloto con unas calificaciones muy bajas.

Pilot

Sin embargo, consiguió obtener el número total de episodios de 22 para la temporada (lo normal para una temporada americana) teniendo una audiencia considerable y obteniendo datos de ratings que son bastante buenos.

Aun así, ‘Bull’ no es otra cosa que una serie procedimental y no nos muestra realmente nada nuevo. Al contrario, llega a ser un poco cargante.

Pero vayamos desde el principio. Se nos presenta al protagonista, Jason Bull, interpretado por Michael Weatherly (que dejó NCIS para poder ser el personaje principal de esta nueva serie). Jason Bull está basado en Phil McGraw (un famoso doctor que tuvo un talk show bastante polémico).

108617_0531b

Pues bien, Jason Bull es un psicólogo que observa, analiza y con hacer únicamente eso acierta siempre. Y se nos presenta como un hombre inteligente pero con una actitud que puede llegar a ser bastante insoportable. Todo, mientras cultiva el arte de la “ciencia judicial” como se dice varias veces (consistente en analizar tanto la comunicación verbal como no la verbal del jurado o de quién se presente en su vida).

Se nos presenta también al equipo que lo acompaña. Un equipo tan multidisciplinar que ya les gustaría a muchas agencias tener a tanta gente especializada en temas tan distintos y manejarlos cien por cien. Todos trabajan conjuntamente para construir la estrategia de acabar siempre con al inocencia del acusado al que ellos representan.

Pero, aparte de eso entra en juego la tecnología. La serie crea un despliegue de ultra-tecnología que nos hace creer que siempre hay un jurado-espejo y que se monitoriza puesto que se les graba, mide las pulsaciones. Una idea que aunque llama la atención, al poco tiempo queda en un segundo plano al no aportar realmente nada nuevo al juego.

bull_serie_de_tv-131837058-large

No obstante, si queremos ver una serie para desconectar y que no queremos que tenga una trama compleja, diálogos que haya que seguir al milímetro, ‘Bull’ es la adecuada. Como ya he dicho es una serie procedimental con ciertos aires a ‘Lie to me’ (respecto a la comunicación no verbal) o ‘The Mentalist’ (al parecerse el protagonista al que era Patrick Jane en la serie). Y, aunque al final, en cada uno de los capítulos el final siempre parece excesivamente perfecto y cerrado, es ligera de ver.

¿Aconsejada? En mi opinión no la pondría en la lista para ver este año pero como se dice: para gustos los colores. Si tenéis otra idea sobre la serie no dudéis en comentar.

Nos leemos pronto.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s